A 91 años de San Zenón, el ciclón que halló desprevenida a la ciudad de Santo Domingo

Huracán San Zenón: Hoy se cumplen 89 años de que la capital dominicana  recibió el impacto directo

Por Pedro Martín Sánchez 

SANTO DOMINGO.-Un día como hoy, hace 91 años, la ciudad de Santo Domingo fue impactada por San Zenón, el potente ciclón de categoría 4 que causó más del tres mil fallecidos, hirió al doble de esa cantidad, destruyó más de 10 mil casas y dejó pérdidas de más RD$25 millones, según los registros históricos.

Memorias de San Zenón | imagenes de nuestra historia

Solo habían transcurrido dos semanas de que Rafael Leonidas Trujillo Molina había empezado su era dictatorial, cuando pasado el mediodía del miércoles 3 de septiembre de 1930, los capitalinos sintieron la furia de San Zenón, cuyos vientos de 240 kilómetros por hora arrasaron a los vulnerables sectores de Villa Francisca, Ciudad Nueva y Gascue, levantados en madera, techo y zinc fuera de las murallas de la Zona Colonial.

Hasta ese momento, el ciclón de Lilís, en 1894, era el fenómeno que la población tenía conocimiento. El poco acceso a la información, más la débil estructura de las viviendas, fue la conjugación perfecta para el castigo del ciclón.

Un informe de Antonio Cocco Quezada, exdirector de la Oficina Nacional de Meteorología (Onamet), indica que hubo datos confusos previo a su llegada. Por ejemplo, se indicaba que el ciclón tocaría tierra en Jamaica y Puerto Rico, Estados Unidos y Cuba emitían boletines que se contradecían entre sí.

La Oficina de Meteorología de Santo Domingo había informado que el huracán pasaba a más de 100 kilómetros al sur de la isla, y en ese sentido, Aduana, los bomberos y la Policía emitieron algunos avisos y sonaron las alarmas, pero la población omitió el llamado.

“A las 2 de la tarde, el ciclón estaba en todo su apogeo, a las 3 y 20 minutos, cesó bruscamente la violencia del viento, la ciudad quedaba dentro del ojo del huracán, las nubes se despejaban y aparecía el azul del cielo, la destrucción era generalizada y las personas muertas aparecían por todas partes.

A las tres y 50 minutos de la tarde, regresó la violencia de los vientos y las lluvias del lado opuesto, o sea, del sur- suroeste, y fueron atrapadas nuevamente las personas curiosas que salieron a ver el desastre durante el período de calma…”, indica el informe del 10 páginas de Cocco Quezada.

El algunos puntos se acumularon entre seis y 20 pulgadas de lluvia, según el meteorólogo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s